Astronomía en el Islam medieval, Historia, Observatorios, Instrumentos

Astronomía islámica comprende los acontecimientos astronómicos realizados en el mundo islámico, especialmente durante la Edad de Oro Islámica, y en su mayoría escrito en el idioma árabe. Estos acontecimientos tuvieron lugar principalmente en el Medio Oriente, Asia Central, Al-Andalus, y el Norte de África, y más tarde en el Lejano Oriente y la India. Se parece paralelo a la génesis de otras ciencias islámicas en la asimilación de materias extrañas y la fusión de los elementos dispares de ese material para crear una ciencia con características islámicas. Estos incluyen obras griegas, sasánida, y de la India, en particular, que se tradujeron y construir. A su vez, la astronomía islámica más tarde tuvo una influencia significativa en la astronomía india, bizantina y europea, así como la astronomía y la astronomía china maliense.

Un gran número de estrellas en el cielo, como Aldebarán y Altair, y términos astronómicos como alhidade, acimut y almucantar, todavía se conoce por sus nombres árabes. Una gran corpus de la literatura desde la astronomía islámica sigue siendo hoy en día, que suman aproximadamente 10.000 manuscritos dispersos por todo el mundo, muchos de los cuales no se han leído o catalogados. Aún así, una imagen razonablemente precisa de la actividad islámica en el campo de la astronomía puede ser reconstruido.

Historia

Ahmad Dallal señala que, a diferencia de los babilonios, griegos e indios, que había desarrollado complejos sistemas de estudio de matemática astronómica, los árabes pre-islámicos confiaban del todo en observaciones empíricas. Estas observaciones se basaron en la salida y la puesta de estrellas particulares, y esta área de estudio astronómico fue conocido como anwa. Anwa continuó desarrollándose después de la islamización por los árabes, donde los astrónomos islámicos agregaron métodos matemáticos para sus observaciones empíricas. De acuerdo con David King, después de la aparición del Islam, la obligación religiosa para determinar la qibla y tiempos de oración inspirado más avances en la astronomía desde hace siglos.

Colina divide Astronomía islámica en las cuatro siguientes períodos de tiempo diferentes en su historia:

700-825

El período de asimilación y sincretisación de la astronomía helenística anterior, india y sasánida.

Los primeros textos astronómicos que fueron traducidos al árabe eran de origen indio y persa. El más notable de los textos fue Zij al-Sindhind, un trabajo astronómico indio octavo siglo que fue traducido por Muhammad ibn Ibrahim al-Fazari y Yaqub ibn Tariq después de 770 CE bajo la supervisión de un astrónomo indio que visitó la corte del califa Al -Mansur en 770. Otro texto traducido es el Zij al-Shah, un conjunto de tablas astronómicas compilados en Persia sasánida más de dos siglos. Los fragmentos de textos durante este período indican que árabes adoptaron la función seno en lugar de los acordes de arco utilizados en la trigonometría griega.

825-1025

Este período de la investigación a fondo, en el que se haya admitido la superioridad del sistema de Ptolomeo de la astronomía y las contribuciones significativas hechas a la misma. Sin embargo, las notas Dallal que el uso de los parámetros, las fuentes y los métodos de cálculo de las diferentes tradiciones científicas hizo la tradición ptolemaica "derecho receptiva desde el principio a la posibilidad de refinamiento de observación y la reestructuración de matemática". La investigación astronómica fue apoyada en gran medida por el califa al-Mamun través de la Casa de la Sabiduría. Bagdad y Damasco se convirtieron en los centros de ese tipo de actividad. Los califas no sólo apoyaron este trabajo económicamente, pero dotados de la obra de prestigio formal.

La primera gran obra musulmana de la astronomía era Zij al-Sind por al-Khwarizmi en 830. La obra contiene las tablas de los movimientos del Sol, la Luna y los cinco planetas conocidos en ese momento. El trabajo es importante, ya que introduce conceptos de Ptolomeo en ciencias islámicas. Este trabajo también marca el punto de inflexión en la astronomía islámica. Hasta ahora, los astrónomos musulmanes habían adoptado un enfoque principalmente la investigación en el campo, la traducción de las obras de los demás y aprender conocimientos ya descubrir. El trabajo de Al-Khwarizmi marcó el inicio de los métodos tradicionales de estudio y cálculos.

En 850, al-Farghani escribió Kitab fi Jawani. El libro dio principalmente un resumen de cosmografía Ptolemic. Sin embargo, también corregida Tolomeo sobre la base de las conclusiones de los astrónomos árabes anteriores. Al-Farghani dio valores revisados de la oblicuidad de la eclíptica, el movimiento de precesión de los apogeos del sol y de la luna, y la circunferencia de la tierra. El libro se distribuyó ampliamente a través del mundo musulmán, e incluso tradujo al latín.

1025-1450

El período en el que un sistema islámico distintivo de la astronomía floreció. El período comenzó como los astrónomos musulmanes comenzaron a cuestionar el marco del sistema de Ptolomeo de la astronomía. Estas críticas, sin embargo, se mantuvieron en el marco geocéntrico y siguieron paradigma astronómico de Ptolomeo, un historiador describe su trabajo como "un proyecto reformista destinada a consolidar la astronomía ptolemaica poniéndola en consonancia con sus propios principios."

Entre 1025 y 1028, Ibn al-Haytham escribió su Al-Shukuk ala Batlamyus. Mientras se mantiene la realidad física del modelo geocéntrico, criticó a los elementos de los modelos Ptolemic. Muchos astrónomos aceptaron el reto planteado en este trabajo, a saber, el desarrollo de modelos alternativos que resolver estas dificultades. En 1070, Abu Ubayd al-Juzjani publicó el Tarik al-Aflak. En su trabajo, indicó el llamado problema de "equant" del modelo Ptolemic. Al-Juzjani llegó a proponer una solución para el problema. En Al-Andalus, el trabajo anónimo al-Istidrak ala Batlamyus, incluida una lista de objeciones a la astronomía Ptolemic.

Otros astrónomos críticos incluyen: Mu'ayyad al-Din al-'Urdi, Nasir al-Din al-Tusi, Qutb al-Din al Shirazi, Sadr al-Sharia al-Bukhari, Ibn al-Shatir y Ali al-Qushji.

1450-1900

El período de estancamiento, cuando el sistema tradicional de la astronomía sigue practicando con entusiasmo, pero con una rápida disminución de la innovación de importancia mayor.

Una gran corpus de la literatura desde la astronomía islámica sigue siendo hoy en día, que suman alrededor de 10.000 volúmenes manuscritos dispersos por todo el mundo. Gran parte de esto aún no se ha catalogado. Aún así, una imagen razonablemente precisa de la actividad islámica en el campo de la astronomía puede ser reconstruido.

Observatorios

Las primeras observaciones sistemáticas en el Islam se informa, han tenido lugar bajo el patrocinio de al-Mamun. Se establecieron aquí, y en muchos otros observatorios privados de Damasco a Bagdad, se midieron los grados de meridiano, parámetros solares, y se llevaron a cabo observaciones detalladas del Sol, la Luna y los planetas.

En el siglo 10, la dinastía Buwayhid alentó la realización de grandes obras de astronomía, como la construcción de un instrumento de gran escala con la que se hicieron observaciones en el 950 años. Sabemos de este por las grabaciones efectuadas en el zij de astrónomos como Ibn al-Alam. El gran astrónomo Abd Al-Rahman Al Sufi fue patrocinada por el príncipe Adud o-dowleh, quien revisó sistemáticamente el catálogo de Ptolomeo de las estrellas. Sharaf al-Daula también estableció un observatorio similar en Bagdad. Y los informes de Ibn Yunus y al-Zarqall en Toledo y Córdoba indican el uso de instrumentos sofisticados para su tiempo.

Fue Malik Shah I quien estableció el primer observatorio grande, probablemente en Isfahan. Fue aquí donde Omar Khayym con muchos otros colaboradores construyeron una zij y formuló el persa calendario solar conocido como el calendario Jalali. Una versión moderna de este calendario está todavía en uso oficial en Irán.

Sin embargo, el observatorio más influyente fue fundada por Hulagu Khan en el siglo 13. Aquí, Nasir al-Din al-Tusi supervisó su construcción técnica en Maragha. La instalación contiene cuartos de descanso para Hulagu Khan, así como una biblioteca y una mezquita. Algunos de los mejores astrónomos de la época se reunieron allí, y de su colaboración resultó modificaciones importantes al sistema de Ptolomeo, en un período de 50 años.

En 1420, el príncipe Ulugh Beg, él mismo un astrónomo y matemático, fundó otro gran observatorio en Samarcanda, cuyos restos fueron excavados en 1908 por equipos rusos.

Y, por último, Taqi al-Din Muhammad ibn Ma'ruf fundó un gran observatorio en Estambul en 1577, que estaba en la misma escala que los de Maragha y Samarcanda. El observatorio fue de corta duración sin embargo, como los opositores del observatorio y el pronóstico de los cielos se impuso y el observatorio fue destruido en 1580. Otras fuentes dan el "surgimiento de una facción clerical", que se opuso o al menos indiferente a la ciencia, y en concreto a "la recomendación del Jefe Mufti" de los otomanos, como explicación de la destrucción del observatorio.

Instrumentos

Nuestro conocimiento de los instrumentos utilizados por los astrónomos musulmanes proviene principalmente de dos fuentes. Primero los restantes instrumentos en colecciones privadas y museos en la actualidad, y en segundo lugar los tratados y manuscritos conservados de la Edad Media.

Musulmanes hicieron muchas mejoras a los instrumentos que ya están en uso antes de su tiempo, tales como la adición de nuevas escalas o detalles. Sus contribuciones a la instrumentación astronómica son abundantes.

Globos celestes y esferas armilar

Globos celestes se utilizan principalmente para la solución de problemas de la astronomía celestial. En la actualidad, 126 de esos instrumentos se mantienen en todo el mundo, la más antigua del siglo 11. La altura del sol o la Ascensión Recta y Declinación de estrellas se pudieron calcular con estos introduciendo la ubicación del observador en el anillo meridiano del mundo.

Una esfera armilar tenía aplicaciones similares. No hay primeras esferas armilar islámicos sobrevivir, pero varios tratados sobre "el instrumento con los anillos" fueron escritos. En este contexto también hay un desarrollo islámico, el astrolabio esférico, de los cuales sólo un instrumento completo, desde el siglo 14, ha sobrevivido.

Astrolabios

Astrolabios de latón se desarrollaron en gran parte del mundo islámico, principalmente como ayuda para encontrar la qibla. El primer ejemplo conocido data de 315. La primera persona acreditada para la construcción del astrolabio en el mundo islámico se informa Fazari. Él sólo lo mejoró, sin embargo, los griegos ya habían inventado astrolabios para trazar las estrellas. Los árabes se tomaron durante la dinastía abasí y perfeccionado a ser usado para encontrar el comienzo del Ramadán, las horas de la oración y la dirección de La Meca.

Los instrumentos que se utilizan para leer el auge de la época del surgimiento del Sol y las estrellas fijas. al-Zarqali de Andalucía construye un tal instrumento en el que, a diferencia de sus predecesores, no depende de la latitud del observador, y podría ser utilizado en cualquier lugar. Este instrumento se hizo conocido en Europa como el Saphea.

Los relojes de sol

Musulmanes hicieron varias mejoras importantes a la teoría y construcción de relojes de sol, que heredaron de sus antepasados indios y griegos. Khwarizmi hizo tablas para estos instrumentos, que reduce considerablemente el tiempo necesario para realizar cálculos específicos.

Los relojes de sol fueron colocados a menudo en las mezquitas para determinar el tiempo de oración. Uno de los ejemplos más llamativos fue construido en el siglo 14 por el muwaqqit de la mezquita de los Omeyas en Damasco, Ibn al-Shatir.

Cuadrantes

Varias formas de cuadrantes fueron inventados por los musulmanes. Entre ellos estaba el cuadrante de senos utilizada para los cálculos astronómicos y diversas formas de cuadrante horario, que sirve para determinar el tiempo de observación del Sol o las estrellas. Un centro de desarrollo de cuadrantes era Bagdad del siglo IX.

Equatorium

El Equatorium es una invención islámica de Al-Andalus. El más antiguo conocido probablemente fue hecha alrededor de 1015 - Es un dispositivo mecánico para la búsqueda de las posiciones de la Luna, el Sol y los planetas, sin cálculo utilizando un modelo geométrico para representar la posición media y anomalistic del cuerpo celeste.