Los derechos humanos en Corea del Sur, Historia, Libertades civiles, La trata de personas



Los derechos humanos en Corea del Sur han evolucionado mucho desde los días de la dictadura militar y refleja el estado actual del estado como una democracia constitucional. Los ciudadanos eligen periódicamente al Presidente ya los miembros de la Asamblea Nacional en las elecciones multipartidistas libres y justas.

La Ley de Seguridad Nacional criminaliza discurso en apoyo del comunismo o Corea del Norte, a pesar de que se aplica de forma desigual y procesamientos rechazar todos los años, todavía hay más de 100 de esos casos presentados anualmente.

Historia

Durante la mayor parte del siglo 20 ciudadanos surcoreanos vivieron bajo el gobierno no democrático por los sucesivos regímenes militares autoritarios de Syngman Rhee, Park Chung-hee, Chun Doo-hwan y Roh Tae-woo. Libertades civiles, muy especialmente las libertades de expresión y de asociación, fueron reducidos de manera significativa y opositores al régimen arriesgaron la tortura y el encarcelamiento. En 1967 la CIAC fabrica una red de espionaje, encarcelando 34 ciudadanos, para consolidar el imperio Park Chung-hee. Después de la masacre de Gwangju en 1980, fue cada vez más expresó el deseo público de la democracia y mayores libertades civiles, los años justo antes de los Juegos Olímpicos de Seúl 1988 se registró un aumento en la actividad pro-democracia que obligó a elecciones libres que se celebrarán en 1992, poniendo humana desde hace mucho tiempo activista de los derechos Kim Young-sam en el poder.

Libertades civiles

Los derechos individuales

Todos los ciudadanos mayores de 19 tienen derecho a voto.

La censura oficial está en su lugar. La Ley de Seguridad Nacional que es un crimen para expresar condolencias con Corea del Norte, y aunque no se aplicó en forma sistemática, hay más de 100 personas encarceladas en virtud del mismo año. Una obra sobre el campo de prisioneros políticos Yodok en Corea del Norte ha estado bajo una gran presión de las autoridades para bajar el tono de sus críticas y de los productores se alega han sido amenazados con ser procesados bajo la ley de seguridad. Algunos grupos conservadores se han quejado de que la policía mantienen una estrecha vigilancia sobre sus manifestaciones y que algunas personas se les impidió asistir a los mítines. El ex ministro de Unificación, Chung Dong-young, una vez fue acusado de tratar de distraer a los periodistas en una reunión de activistas de los derechos humanos en Corea del Norte. Varias organizaciones de derechos humanos establecidas, sin embargo, han celebrado conferencias y exposiciones importantes de Corea del Norte, sin interferencias.

La censura es más notable en los medios de comunicación. Canciones y juegos teatro en idioma japonés o en relación con Japón se prohíben generalmente. A pesar de la supresión de la mayoría de las regulaciones en 1996 y 1998 a raíz de una sentencia del Tribunal Constitucional de que eran ilegales, las escenas de violencia extrema pueden ser excluidos y la pornografía está prohibida de mostrar la penetración de ningún tipo, y los genitales deben ser borrosa a cabo. Aunque técnicamente legal, la pornografía debe aún cumplir algunos estándares mínimos de integridad artística, que no están claramente escrito en la ley. En 1997, un festival de cine sobre derechos humanos se bloquea y los organizadores arrestado por negarse a presentar sus películas para la preselección. El gobierno bloquea el acceso a sitios web de Corea del Norte y, a veces, a los principales sitios web en el extranjero que los blogs de acogida. Actualmente existe un debate sobre si se debe revocar la capacidad de hacer comentarios anónimos en línea.

La anterior administración de Roh Moo-hyun se había enfrentado con frecuencia a los medios de comunicación, especialmente los periódicos conservadores The Chosun Ilbo y Dong-A Ilbo, que había sido muy crítico con él, y alentó a los ciudadanos a abandonar sus suscripciones a favor de los periódicos amable con él. En una serie de investigaciones fiscales, las empresas que más auditados fueron también los que menos amistosa hacia el gobierno.

Frank La Rue, relator especial de la ONU para la Libertad de Opinión y de Expresión, anunció que el gobierno bajo el presidente Lee Myung-bak restringió severamente la libertad de expresión en Corea del Sur.

Minorías y derechos de los inmigrantes

Corea del Sur es uno de los países étnicamente más homogéneos en el mundo, y es difícil para los de afuera para ser plenamente aceptadas. Las protecciones legales para los derechos de las minorías son a menudo débiles. La gran población de trabajadores del sudeste de Asia, más de la mitad de los cuales se estima que en el país ilegalmente, se enfrentan a una discriminación considerable tanto dentro como fuera del lugar de trabajo.

Esto ha llevado a la creación de una escuela dirigida específicamente a los niños con un padre inmigrado, con Inglés y coreano como principales idiomas con fondos privados. Cuando Hines Ward, quien es de origen americano mezclado coreano y África, ganó honores de MVP en el Super Bowl XL, que provocó un debate en la sociedad coreana sobre el tratamiento mixto de niños reciben.

Corea del Sur aún continúa tradicionalista creencias dan lugar a algunas personas hablar abiertamente sobre su homosexualidad. La homosexualidad no es aconsejable. Como resultado, hay pocas o ninguna protección legal en el lugar para los gays y las lesbianas, y muchos de ellos tienen miedo de venir a sus familias, amigos y compañeros de trabajo. Los hombres homosexuales no se les permite servir en el ejército, y en 2005 fueron dados de alta a cinco soldados de la homosexualidad.

 Los refugiados de Corea del Norte

Muchos refugiados de Corea del Norte se han quejado de que se encuentran con la integración en la sociedad de Corea del Sur a ser difícil, ellos dicen que a menudo se enfrentan al ostracismo social y un gobierno que prefiere que guardar silencio sobre la situación de derechos humanos en el Norte. El gobierno ha tomado medidas importantes para reducir al mínimo el impacto de los refugiados podrían tener en su política hacia el Norte. Una estación de radio de Internet operado por los refugiados, la radiodifusión para los que viven en el norte, fue objeto de una campaña de acoso que terminó en que al no poder pagar la renta después de menos de un mes de funcionamiento. La estación acusó al gobierno de cualquiera de estar detrás de la campaña o tácitamente fomentarla. El gobierno también bloqueó activistas de enviar radios hacia el Norte, y una riña al parecer salió activista Norbert Vollertsen heridos.

Militar

El servicio militar es obligatorio para casi todos los hombres de Corea del Sur. Según Amnistía Internacional, había 758 objetores de conciencia detenidos por negarse a realizar el servicio militar en junio de 2004. Durante gran parte de la historia moderna de Corea del Sur, el ejército fue amortiguado en gran medida del escrutinio público, lo que resulta en las décadas de abusos y trato inhumano entre el personal militar. Desde 1993, el público ha deplorado vocalmente las violaciónes de derechos humanos que tienen lugar dentro de los militares, como las novatadas extrema. En 1997, el gobierno promulgó una ley que protege los derechos legales y humanos de los soldados que sirven en las fuerzas armadas con la aprobación de un proyecto de ley que prohíbe el abuso físico, verbal o sexual entre los soldados. En un incidente, un capitán del Ejército fue arrestado por cargos de maltrato a los alumnos, después de que presuntamente obligar a 192 conscriptos para comer heces. La Comisión Nacional de Derechos Humanos de Corea inició una investigación sobre el caso ya que se infringieron los derechos humanos.

Sistema de justicia penal

La ley prohíbe el arresto y la detención arbitraria, y el gobierno generalmente respetó estas prohibiciones. Sin embargo, la Ley de Seguridad Nacional otorga a las autoridades amplios poderes para detener, arrestar y encarcelar a las personas que cometan actos considera el gobierno como la intención de poner en peligro la "seguridad del Estado". Los críticos siguen pidiendo una reforma o abolición de la ley, alegando que sus disposiciones no definieron claramente actividad prohibida. El Ministerio de Justicia sostuvo que los tribunales han establecido precedentes legales para la interpretación estricta de la ley que impide la aplicación arbitraria. El número de investigaciones y arrestos NSL ha disminuido considerablemente en los últimos años.

En 2008, las autoridades arrestaron a 16 personas y otras 27 personas procesadas por presuntas violaciónes NSL. De los procesados, cuatro fueron declarados culpables, los 23 restantes fueron a juicio a finales de año. En agosto, las autoridades acusaron a un profesor de escuela secundaria, acusados de violar la Ley de Seguridad Nacional para la distribución de los materiales relacionados con el levantamiento de Kwangju 05 1980. Al final del año estaba en espera de juicio sin detención física. En otro caso, cuatro miembros de una organización no gubernamental fueron detenidos y acusados en septiembre con el contacto ilegal con la República Popular Democrática de Corea agentes y distribución de material de prensa de Corea del Norte con el fin de exaltar líder de la RPDC Kim Jong-il. La ONG afirmó que el gobierno utilizó falsedades contra los cuatro y presentó una demanda por difamación por daños y perjuicios. Al final del año los cuatro se encontraban en espera de juicio, y de la demanda por difamación no se habían resuelto.

En noviembre de 2007 un profesor universitario hallado culpable de violar la Ley de Seguridad Nacional y condenado en 2006 a dos años de prisión, perdió su última apelación.

Un informe de Amnistía Internacional denunció que había detenciones arbitrarias de personas presentes en al menos en tres ocasiones durante las manifestaciones contra el presidente Lee Myung-bak en Seúl entre mayo y septiembre. Los arrestados fueron detenidos y puestos en libertad. La Agencia Coreana Policía Nacional declaró que la policía siguió a los requisitos de la ley en respuesta a las manifestaciones. El Ministerio de Justicia informó que las investigaciones oficiales no han confirmado ningún caso de detención arbitraria a partir de finales de año.

Un incidente en particular del gobierno de Corea del Sur abusar derecho humano es la detención injusta de Jeong-weon seop de un incidente de violación de menores el 27 de septiembre 1972 - El Tribunal Supremo de Corea del Sur Jeong indultado en 27 de octubre 2011 sobre la base de evidencias fiables e ilícitas procedimientos policiales de la época.

La trata de personas

La ley prohíbe toda forma de trata de personas, sin embargo, hubo informes de que las personas objeto de tráfico hacia, desde, a través y dentro del país. Las mujeres de Rusia, otros países de la antigua Unión Soviética, China, Mongolia, Filipinas y otros países del sudeste asiático fueron traficadas al país con fines de explotación sexual y servidumbre doméstica. Fueron reclutados personalmente o contestadas anuncios y fueron trasladados a Corea, a menudo con visas de artista o de turismo. En algunos casos, una vez que estos receptores visado llegaron al país, los empresarios detenidos ilegalmente pasaportes de las víctimas. Además, algunas mujeres extranjeras reclutadas para matrimonios legales y negociado con los hombres coreanos terminaron en situaciones de explotación sexual, la servidumbre por deudas y la servidumbre involuntaria, una vez casados. Las mujeres coreanas fueron traficadas principalmente para la explotación sexual en los Estados Unidos, a veces a través de Canadá y México, así como a otros países, como Australia y Japón. Se cree que un número relativamente pequeño de los migrantes que buscan oportunidades en el país se han convertido en víctimas de la trata, así, a pesar de que el Sistema de Permiso de Empleo MOL redujo el número de trabajadores objeto de trata en el país. Hubo informes de que los traficantes de personas explotan pasaportes República de Corea con el fin de la trata de personas. No hubo evidencia creíble de que los funcionarios estaban involucrados en el tráfico.

La ley prohíbe la trata con fines de explotación sexual comercial, incluida la servidumbre por deudas, y establece hasta 10 años de prisión. Trata para trabajo forzado está tipificado y sancionado con penas de hasta cinco años de prisión. Revisiones febrero a la Ley de pasaportes permiten la emisión restringida o confiscación de los pasaportes de las personas que participan en actividades ilegales en el extranjero, incluido el tráfico sexual. Sin embargo, algunas organizaciones no gubernamentales creen las leyes contra el tráfico sexual no se estaban cumpliendo a su máximo potencial. Durante el año las autoridades a cabo 220 investigaciones sobre la trata y procesados en 31 casos, todo para el tráfico sexual. No hubo procesamientos comunicados o declaraciones de culpabilidad de delitos de tráfico de mano de obra.

La Ley de Gestión de Bolsa matrimonio, que entró en vigor en junio, regula tanto mediadores en matrimonios internacionales y nacionales y establece sanciones para los intermediarios deshonestos, incluyendo penas de hasta tres años de prisión o multas. También hay leyes para proteger a las novias "extranjeros" en el país y sancionar a agentes matrimoniales fraudulentas, pero las ONG afirmaron las leyes necesitan ser fortalecidas.

El KNPA y el Ministerio de Justicia fueron los principales responsables de hacer cumplir las leyes contra la trata. El gobierno trabajó con la comunidad internacional sobre las investigaciones relacionadas con el tráfico.

El gobierno mantiene una red de refugios y programas para ayudar a las víctimas de abusos, incluidas las víctimas de la trata. Las víctimas también fueron elegibles para los servicios de apoyo médico, legal, profesional y social. ONG con financiamiento del gobierno proporcionan muchos de estos servicios. ONG informaron de que sólo había un centro de asesoramiento y dos refugios en el país dedicada a las víctimas extranjeras de la trata sexual. El Ministerio de Justicia ha seguido educar a los clientes masculinos de la prostitución para corregir la visión distorsionada de la prostitución. Durante el año 17.956 personas participaron en el programa.